¡Saludos amigos y amigas!

A todos nos gusta tener nuestro vehículo reluciente, sin huellas en los cristales, sin anuncios de: “lávame, ¡guarro!” y sin esos recuerdos de viaje que nos dejan nuestros amigos alados cada vez que aparcamos debajo de un árbol. 578 palabras más