CANCÚN.— La nueva dirigencia del Partido de la Revolución Democrática, a cargo de Emiliano Ramos Hernández, inició el acercamiento con los comités estatales, en un intento por recuperar lo perdido por la anterior dirigencia que estuvo encabezada por Julio César Lara Martínez, títere de Julián Ricalde, que deshizo a su antojo el sol azteca hasta dejarlo en una lastimosa situación de la que será difícil recuperarse. 479 palabras más