Para la constructora PERARSA he terminado, junto con mi hermano el arquitecto Adrián Naranjo, el edificio Nova Norte. En él nos propusimos comunicar sobriedad y que se destacara más por su descomplicada funcionalidad que por sus efectos “especiales”. 318 palabras más